Saltar al contenido

¿Cuáles son los mejores colores para la cocina?

enero 14, 2021
cocina-colores

Agregar un nuevo color a la cocina es la mejor manera de redecorar y renovar la habitación más querida de su hogar. No necesitas repintar o remodelar las paredes, solo pintura y un pincel o papel tapiz, como prefieras. Tanto si eres una persona a la que le encantan los colores apagados como a la que le encantan los colores vivos, te recomendamos que elijas un color que se adapte a tu cocina. De esta manera podrás tener una cocina reformada tan solo con un buen pintado.

Colores adecuados para la cocina

La cocina es tu lugar especial, donde puedes mostrar tu personalidad y gustos, o puede ser un espejo de la energía y el ambiente que existe dentro de tu hogar.

Una cocina colorida es atemporal y puede arrebatar las sonrisas de cada huésped que cruza su umbral. El color que elijas para decorar la cocina puede decir mucho sobre tu personalidad y tu familia.

Echa un vistazo, a continuación, a algunos de los considerados como los mejores colores para la cocina:

Azul marino

Probablemente nunca hayas pensado que el azul marino sería un color adecuado en una cocina, sino más bien para un baño. Podemos destacar que una cocina con paredes azul marino puede quedar indudablemente increíble, sobre todo si el mobiliario es blanco, crema o gris claro para que pueda contrastar perfectamente conjuntamente. El azul marino es calmante y aporta frescura.
Si quieres un poco de elegancia, elige algunos accesorios de bronce, y si quieres una cocina moderna, elige accesorios en colores neón fuertes.

Amarillo pálido

Los tonos pálidos de amarillo eran extremadamente populares en la década de 1950. El amarillo pálido es el color del optimismo y puede dar a las paredes de su cocina un aspecto brillante y delicado.
Para un color adicional, puede agregar accesorios de cocina en tonos coral, y si sueña con una cocina elegante, no dude en agregar elementos decorativos dorados o blancos.

Negro (para cocinas espaciosas)

Las paredes negras pueden ser intimidantes y atrevidas, pero ciertamente no harán de la cocina un espacio cerrado y desagradable, sino una habitación elegante y espaciosa. Lo único que debe tener en cuenta son los accesorios. Los accesorios de iluminación en tonos plateados y los muebles de cocina de madera natural pueden «endulzar» el negro.
Si quieres algo ligeramente diferente, prueba la pintura de pizarra. Las paredes de tu cocina pueden convertirse en el lugar donde escribirás tu lista de la compra o la zona donde los más pequeños podrán dibujar a su antojo mientras esperan la cena.

Tonos beige

 

Los tonos beige son tonos clásicos para paredes, pero también para muebles de cocina. El beige no resalta las manchas y la suciedad que pueden ocurrir en una habitación donde se cocina con frecuencia.
Este color es mucho más acogedor y relajante que el blanco brillante y puede crear el aspecto de una cocina tradicional.
Si te gustan los tonos beige, pero no sueñas con una cocina sencilla, pinta las paredes con el tono deseado, pero elige complementos negros o grises para deshacerte de la monotonía.

Blanco

Las paredes blancas se ven limpias y funcionan muy bien con cualquier color de muebles de cocina. Para un presupuesto reducido, el blanco puede ser la mejor solución, ya que es barato y es más fácil pintar paredes blancas.
Para aquellos que prefieren el blanco, pero quieren algo extra, les recomendamos que elijan accesorios cromados. Los valientes, los que prefieren el minimalismo o los que quieren dar la impresión de un espacio más amplio pueden optar por paredes blancas, muebles blancos y suelo blanco.

Verde menta

 

El verde menta era uno de los colores pastel de moda en la década de 1950. Es uno de los colores tradicionales para la cocina y se utilizó para encimeras de cocina, pisos, accesorios de iluminación y accesorios. Esta tonalidad de verde vuelve a estar de moda, pero esta vez es uno de los colores que decoran las paredes.

Para aquellos que buscan la frescura y el equilibrio que aporta este color, pero quieren algo extra, les sugerimos que opten por decoraciones en cobre. Los accesorios de iluminación en tonos cobre son perfectos para una cocina con paredes verde menta.

Tonos grises

El gris es uno de los colores de moda en la lista de los recomendados para las paredes de la cocina. Ya sea que tenga un espacio más pequeño o más grande en su cocina, los tonos grises se verán geniales. El gris se puede personalizar fácilmente y contrastar con el blanco o los colores brillantes.
Este color es atemporal. Para los que prefieren el estilo minimalista, es ideal combinar accesorios cromados o de acero inoxidable, y los que prefieren la elegancia pueden optar por elementos decorativos con un aspecto dorado o bronce.

Rojo intenso

El rojo es uno de los colores que inspira fuerza, atrevimiento y coraje. Las paredes pintadas en este color lucirán robustas, pero elegantes, y crearán la ilusión de un espacio más grande.

Una cocina con detalles en rojo se verá divertida y acogedora, especialmente si se complementa con objetos en tonos neutros de crema o beige.